Saturday , April 17 2021
Home / Mises Institute /La Fed marca el tono para 2021

La Fed marca el tono para 2021

Summary:
By: Robert Aro La Reserva Federal marcó el tono de 2021 con la publicación de las primeras actas de la reunión del Comité Federal de Mercado Abierto (FOMC) del año, el pasado miércoles. Con la deuda nacional acercándose a los 28 billones de dólares y la covarianza aún sin erradicar, no parece haber intención de poner fin a las políticas acomodaticias a corto plazo. Sin embargo, la Fed sigue teniendo una manera de no decepcionar cuando se trata de lo que se discute a puerta cerrada. Como revelan las actas, encontraron: La aparición de una estrecha mayoría demócrata en el Senado reforzó las expectativas de los inversores de que se produzcan nuevos estímulos fiscales, lo que hizo que se revisaran al alza las previsiones de crecimiento económico para este año. Esta lógica asume ingenuamente

Topics:
Mises Institute considers the following as important:

This could be interesting, too:

Mises Institute writes The Political Economy of Fear

Mises Institute writes Can the Concept of Exploitation Be Saved?

Mises Institute writes Jeff Deist on Court Packing Chaos

Mises Institute writes The Left Understands Taxation Is Theft, That’s Why They Support It

By: Robert Aro

La Reserva Federal marcó el tono de 2021 con la publicación de las primeras actas de la reunión del Comité Federal de Mercado Abierto (FOMC) del año, el pasado miércoles. Con la deuda nacional acercándose a los 28 billones de dólares y la covarianza aún sin erradicar, no parece haber intención de poner fin a las políticas acomodaticias a corto plazo. Sin embargo, la Fed sigue teniendo una manera de no decepcionar cuando se trata de lo que se discute a puerta cerrada. Como revelan las actas, encontraron:

La aparición de una estrecha mayoría demócrata en el Senado reforzó las expectativas de los inversores de que se produzcan nuevos estímulos fiscales, lo que hizo que se revisaran al alza las previsiones de crecimiento económico para este año.

Esta lógica asume ingenuamente que un Senado controlado por los republicanos no tendría el mismo o similar «estímulo fiscal adicional» que los demócratas. También asume que el estímulo fiscal conduce al crecimiento económico. Si continuamos con esta línea de pensamiento, podemos concluir que cualquier Senado que favorezca el estímulo fiscal perpetuo es mejor, ¡ya que crea un crecimiento perpetuo!

También vemos la habitual jerga de los federales, sorprendente sólo por su inventiva:

Los objetivos del Comité en materia de empleo e inflación suelen ser complementarios. Sin embargo, en circunstancias en las que el Comité considera que los objetivos no son complementarios…

Esto es difícil porque vuelve a caer en la idea de un equilibrio entre la inflación y el desempleo. Por supuesto, el problema de esta «teoría» es que a veces funciona y a veces no. Cómo se puede confiar en una teoría tan inconsistente, y mucho menos utilizarla como herramienta de planificación para formar el mandato principal de la Fed, sigue siendo un misterio.

Y para los que no lo sepan, la Fed realiza encuestas de gabinete antes de sus reuniones del FOMC. Las encuestas las lleva a cabo la Reserva Federal de Nueva York; en ellas se formulan preguntas a diversos operadores primarios, es decir, a las empresas que pueden negociar directamente con la Reserva Federal. A continuación, se realiza una encuesta a los participantes en el mercado, compuesta por empresas de inversión institucionales. Según su opinión experta:

Los resultados de la encuesta Desk indicaron que la mayoría de los participantes en el mercado preveían que el ritmo de las compras de activos netos se mantendría estable durante el resto del año y se reduciría en torno al primer trimestre de 2022.

Según el plan, la Fed continuará con sus compras de activos por valor de 120.000 millones de dólares durante doce meses más, lo que significa que podemos esperar que se añadan al balance al menos 1,44 billones de dólares más en bonos del Tesoro estadounidense y valores respaldados por hipotecas de aquí a un año. Esto supone que no habrá más paquetes de «estímulo fiscal adicional» ni ninguna sorpresa que justifique que la Fed tome medidas más contundentes. Lo único más preocupante que el mejor escenario de añadir otro billón al balance es la creencia errónea y generalizada de que la Fed volverá a ralentizar sus compras.

Por último, pero no por ello menos importante, se abordó el tema de la desigualdad en lo que respecta a las comunidades negra e hispana:

Muchos participantes insistieron en que el apoyo sostenido de la política fiscal ayudaría a resolver las dificultades que sufren estos grupos y que la política monetaria también podría ayudar promoviendo el retorno de la economía al máximo empleo y a la estabilidad de precios.

Aquí sugieren que la solución a la pobreza y a vivir en una sociedad injusta gira en torno a pedir a los políticos y a los banqueros centrales que intervengan aún más en la vida de los necesitados. Naturalmente, esto requiere que la burocracia cobre por su interferencia.

A los ciudadanos les queda la esperanza de que los planificadores apliquen la cantidad adecuada de intervención, calculando lo incalculable y haciendo lo que sea necesario para que la sociedad sea más próspera.

Se utilizan objetivos como el «máximo empleo» y la «estabilidad de los precios», porque muestran que la Fed está orientada a objetivos. La Fed afirmará que lucha contra la desigualdad racial a través de su apoyo, pero su apoyo sólo puede equivaler a aumentar la oferta de dinero y crédito, y decidir quién tiene acceso a este nuevo dinero primero. Si estos esquemas de creación de dinero realmente funcionan, uno pensaría que los objetivos de la Fed ya se habrían cumplido. ¿Podemos realmente confiar en que en el segundo trimestre de 2022, como dice la encuesta, la expansión se ralentizará una vez que la Fed alcance finalmente sus objetivos?

Lo que la reunión del FOMC no reconoce en última instancia es que para cuando lleguemos a marzo de 2022 lo único que cambiará será el tamaño del balance de la Fed, la oferta monetaria y el aumento de las dificultades a las que se enfrentan los mismos grupos a los que la Fed intenta ayudar.

Powered by WPeMatico

Mises Institute
The Mises Institute, founded in 1982, teaches the scholarship of Austrian economics, freedom, and peace. The liberal intellectual tradition of Ludwig von Mises (1881-1973) and Murray N. Rothbard (1926-1995) guides us. Accordingly, we seek a profound and radical shift in the intellectual climate: away from statism and toward a private property order.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *